Balón Intragástrico

El  Balón Intragástrico es un método de pérdida de peso para personas obesas o con sobrepeso. La colocación del dispositivo provoca la pérdida de peso gracias a una sensación de saciedad que reduce la cantidad de alimentos consumidos en cada comida.

¿Cuál es el proceso de la colocación del balón?

El balón intragástrico es colocado por endoscópica, es una técnica sencilla, segura, sin cirugía, sin ingreso hospitalario y se realiza con sedación.

Después de colocar el balón es necesario iniciar con una dieta líquida, seguida de la introducción progresiva de una dieta triturada y blanda hasta conseguir comer sólidos. Se trabaja con las distintas texturas alimentarías, (de determinada cocción, sabor y concentración), con una duración de tiempo determinada en cada una de las fases, dependiendo de cada paciente.

El Balón tiene por finalidad ayudar a perder peso a las personas que estén por encima de su peso ideal por lo menos un 40%.

Además el Balón Intragástrico puede ser particularmente útil para pacientes considerados demasiado obesos o con riesgos excesivos para intervenciones  quirúrgicas agresivas. El uso de este sistema para perder peso antes de una operación puede reducir los riesgos asociados a la misma.

Ventajas o Beneficios del Balón Intragástrico.

  • Balón de silicona suave y expandible, con una duración es de 6 meses, es decir,  al sexto mes se retira.
  • La colocación es a través de la boca.
  • El balón intragástrico es muy útil para modificar y/o reordenar los hábitos alimenticios del paciente.
  • Sensación de saciedad precoz.
  • Disminuye la velocidad de vaciado del estómago
  • No requiere cirugía.

Diseñado por Once13 estudio © 2018. Todos los derechos reservados